Muebles y mascotas

Para muchas personas las mascotas son parte imprescindible de la familia, estos representan una compañía fiel, divertida e incondicional, y aunque los queremos como un miembro más, las discusiones sobre si le es permitido o no subirse a los muebles por miedo a que los dañen siempre han existido.

Muebles destrozados, cojines arañados, el sofá manchado son algunos de los dolores de cabeza que puede generar tener una mascota en casa, haciendo que la convivencia no sea tan grata. Ante esto se toman medidas que pueden no ser muy asertivas, y no estamos hablando de castigar a nuestras mascotas por el daño que han hecho, sino por los cuidados que tomamos para preservar nuestros muebles.

A muchos les será común aquella escena en la que tenemos que utilizar una manta vieja para cubrir nuestro sofá o sillas, las cuales hemos escogido por su color, materiales o texturas que complementan el espacio, haciendo contraste con el tapete, los cuadros, la pintura de las paredes y el resto de los elementos decorativos. Todo para proteger nuestros muebles sin desacomodar a nuestras mascotas.

Tal vez tomemos la decisión de delimitar el acceso de las mascotas a ciertas áreas de la casa, comenzando una discusión interminable con ellas, e inclusive con otros miembros de la familia que no les agrada pensar que sus animales parecen invasores en su propia casa.

Pensamos en tu comodidad,  por esto realizamos muebles con telas cuyo mantenimiento es sencillo y son amigables con nuestras mascotas: textiles que repelen líquidos y salpicaduras accidentales, por lo que pueden ser limpiados fácilmente. Por otra parte, podemos diseñar tus muebles con telas cuya tecnología evita que tus amigos de cuatro patas, especialmente los gatos, enganchen sus uñas en el mobiliario.

Con nuestro servicio de muebles hechos a la medida, puedes escoger el diseño que más te guste con una tela amigable con los animales en una amplia gama de colores.

Comparte con tus amigosShare on FacebookPin on PinterestEmail this to someone

Tambien te puede gustar

Deja un comentario